​​​

 Ley habilitadora de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres

​La Ley Núm. 20 de 11 de abril de 2001, según enmendada, “Ley de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres”, creó nuestra oficina así como también el cargo de Procuradora.  La ley habilitadora, antes citada, le otorga amplios poderes a la OPM para fortalecer y hacer cumplir las políticas públicas que garanticen los derechos humanos de las mujeres y promuevan la equidad por género. Su labor se centra en realizar acciones concretas que logren eliminar toda discriminación hacia las mujeres y garanticen la protección de sus derechos humanos.

 

La OPM desarrolla políticas públicas dirigidas a garantizar la equidad de género en áreas donde persiste la discriminación, la opresión y la marginación, como lo es la violencia contra las mujeres en todas sus manifestaciones.  Además, tiene el deber de fiscalizar el cumplimiento de las leyes, aunar esfuerzos para prevenir las violaciones a los derechos de las mujeres y velar porque en las agencias e instituciones públicas y privadas no exista discriminación por motivo de género y que las mujeres sean tratadas de forma justa y equitativa garantizándoles el pleno respeto de sus derechos humanos.  Con el interés y propósito de viabilizar mecanismos con poder fiscalizador que exijan y refuercen el cumplimiento de las políticas públicas existentes, surge el nacimiento de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres.  Con la aprobación de la Ley Núm.  20 de 11 de abril de 2001, se garantiza el deber de salvaguardar estos derechos indistintamente de la condición social, económica y física de este aún marginado género.

 

Para fortalecer la especialidad, disponibilidad y accesibilidad de servicios de apoyo con los que se beneficien las mujeres, nuestra agencia distribuye fondos de diversos programas dirigidos a la provisión de servicios a víctimas de agresión sexual, violencia doméstica, acecho, entre otros.  De igual manera, ofrece servicios de intercesoría y representación legal en casos de violencia doméstica, agresión sexual, acecho y violencia en cita.  Se fomentaron y se realizaron acuerdos colaborativos entre sectores privados y agencias gubernamentales con la Oficina de la Procuradora de las Mujeres, con miras a aumentar seguridad, educación y prevención a la ciudadanía sobre la temática de la violencia y discrimen en contra de las mujeres.